martes, 19 de octubre de 2010

Un vestido de horizonte

Pretendo coser para ti
un vestido de horizonte,
para verte a lo lejos caminar
desde mi ventana,
que seas aquella mitad de cielo tú
y aquella mitad de mar,
ceñírtelo todo a la manera antigua,
por la cintura,
y así poblar de tus colores mis pupilas,
luego respirarte en la brisa,
escucharte en las olas tempranas,
guiñar un ojo y acariciar tu línea
y alcanzarte con mi boca roja,
probarte y que me sepas a sal
y no a distancia.

3 comentarios:

Adm Ink dijo...

Que texto tan bonito Sabagg. ¿Sabes que? Es más fácil entender lo que te he dicho en la entrada anterior cuando lees dos entradas nuevas de manera seguida. Acaba de pasarme lo que te he explicado hace unos minutos en la entrada anterior.

Me ha encantado ese vestido que has descrito.

Besos grandes Azucarado Poeta, que tengas un buen día.

Lola dijo...

Sabagg, cada entrada que leo en este espacio me deja sin palabras, porque tu lo dices todo en ella.
"poblar de tus colores mis pupilas,
luego respirarte en la brisa,
escucharte en las olas tempranas,
guiñar un ojo y acariciar tu línea
y alcanzarte con mi boca roja,
probarte y que me sepas a sal
y no a distancia. "

¿que más se puede decir en tan pocas palabras?

Yo solo tengo dos IM-PRESIONANTE

Sabagg dijo...

Lola y Adm: me encanta que os guste todo esto, y es algo que anima mucho a seguir escribiendo y además publicando...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...