miércoles, 20 de octubre de 2010

La curiosidad de Marco

-Mamá, ¿qué es el frío?
-¿Cómo te lo explico? -se preguntó ella misma mientras buscaba una explicación clara y definitiva para Marco.- El frío es una cosa que te entra por los pies y te sube por todo el cuerpo...
-Entonces -interrumpió el niño- es como el pijama que le pones a la hermanita cuando la llevas a dormir a la cuna, ¿no?
-Bueno, más o menos, en cierta manera sí -respondió sonriéndose por la ocurrencia de su hijo- solo que el pijama da calor y el frío es justo lo contrario, la sensación que tienes cuando te falta calor -y al decirlo supo que había sido más precisa, comprobó en la cara de Marco que ya sabía lo que era y se felicitó a sí misma por haberse guardado la primera respuesta que le vino al ser reclamada por él en mitad de sus cosas y sus pensamientos. Marco no tenía que saber aún que el frío no se parece a un pijama, sino a la soledad.

9 comentarios:

The Gossip Eye dijo...

La verdad es que los niños son muy curisos y hacen cada pregunta...

Ojalá una vez que creciéramos siguiéramos pregúntandonos tantas cosas como de pequeños, seguro que sería todo mucho más interesante, sobretodo si nos ahorraran las cosas malas en las explicaciones...

Un texto muy bonito.
Cada vez me gustan más estas pequeñas historias que nos regalas :)

Un saludo!

Paco dijo...

La inocencia de los niños, que maravilla.Bonita historia.Un saludo

Chica del espejo dijo...

Me encantan los niños. Su curiosidad, inocencia y asociación de ideas.

Dulcísimo :)

MâKtü[b] dijo...

Mi profesor de "técnica de la comunicación" es como un niño, siempre nos pide que le expliquemos el significado de las palabras, pero a todos nos pasa como a la mamá de Marco, se nos queda cara de..."¿Cómo le explico yo...?"

Acto seguido, tras observar nuestras caras dudosas nos dice:
" No quiero una definición de diccionario, imaginaros por un momento que sois madres y os lo pregunta vuestro hijo, ¿cómo se la definiríais?"

Lola dijo...

La curiosidad de un niño es aconsejable disiparla con una respuesta apropiada a su edad. Esa madre supo encontrarla, no siempre resulta facil hacerlo, porque no queremos que entiendan lo fea que a veces es la realidad que nos rodea.

Ella es la sonrisa de un mundo triste. dijo...

Me encantan las ocurrencias de los niños. Ojalá pudieramos pensar como ellos.. todo sería mucho más fácil y viviriamos mucho más felices.

Te sigo :)

Pequeña Rock and Roll dijo...

Me encantó! Curiosamente yo con frío en los pies no puedo dormir... me compraré un pijama como el de la hermanita de Marco.

Sonrisas

shara emeacé dijo...

Marco es listo, pero su madre lo es más :)
Me ha gustado mucho como escribes^^

Adm Ink dijo...

Me siento inactiva, llevaba unos días sin pasarme por los blogs y te aseguro que me sentía diferente, me faltaba algo!
Ahora me alegra pasarme de nuevo por aquí, una vez más llego con ligero retraso pero siempre acabo presentandome por tu rincón para disfrutar como de costumbre con tus palabras.

Una manera muy especial de describir las cosas, como siempre, como ese vestido que tejiste con tus palabras y que tanto me gustó.

Besos grandes Sabagg, que pases un buen día.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...