miércoles, 22 de agosto de 2012

Oníricos

Dos moléculas de agua
gravitando ingrávidas astros
en el misterio del universo,
estables y apacibles
como una nana flotando en la noche.
Canal de una energía primitiva
que nos creó de las estrellas
para fluir de lejos,
para fundir de cerca.
Me vuelves egoísta
y solo quiero retenerte y abarcarte,
tenerte y abrazarte.
Brillamos como los sueños.
Luz fecunda. Amanecer dorado.
Ya no hay artificios
ni tabúes
ni medias tintas.
Has borrado con tus dedos mis fronteras
y has saltado mi abismo.
Has cruzado descalza
a este lado de mí donde moro solo yo.
Has volado mis puentes a tu paso.
Caminas firme y desnuda por el zaguán.
Ya no puedo prohibirte nada.
Ya no puedo desearte menos.
______________________________
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...