domingo, 4 de abril de 2010

Llegando a ser princesa


Papá le hablaba a su hija, aún pequeña, un día de cielo azul:

-¿Ves? Aquí viviremos nosotros. Aquí estará nuestra casa.

-¿Dónde, papá? Yo no veo más que hierba y tierra...

-Justo aquí donde estamos. Aquí construiremos nuestra casa, sobre este suelo.


La niña ignoraba que su padre había pensado para ellos un palacio. Ignoraba así que soñaría en una habitación de rosa y oro, como correspondía a la princesa en que se iba a convertir.
.
.
.
Dedicado a todos los padres del mundo que sueñan palacios para sus niñas,
y a todas esas niñas que buscan su propio camino para convertirse en princesas.


2 comentarios:

MâKtü[b] dijo...

^^

Vero dijo...

Consigues emocionar con tus palabras, este es uno de esos recuerdos que una nunca olvida. ME ENCANTA!!

GRACIAS

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...